Golondrina © La Manchuela por el Clima CC BY-NC-ND 4.0

Nuestra amiga y vecina la golondrina

¡Canta, vuela y elévate como las aves! Bajo este es el lema llega este año 2021 el día mundial de las aves migratorias, el cual se celebra dos veces al año el segundo sábado de los meses de mayo y octubre conmemorando las fechas en las que las aves migratorias realizan sus largos viajes. El lema utilizado este año podría considerarse un llamamiento para que la gente observe estas aves, ya sea escuchando sus cantos o viendo sus siluetas volando por el cielo y así poder conectar con la naturaleza a través de estos fantásticos animales que podemos ver donde quiera que estemos. Hoy queremos recordarnos de una ave muy especial: nuestra vecina la golondrina común (Hirundo rustica).

También te podría interesar:

Nuestro primer proyecto: ClimArte

Una ave pequeña que realiza viajes largos

La golondrina podemos reconocer fácilmente gracias a sus peculiares características y colores, una ave de color negro y con reflejos azules por arriba, color blanco en su parte inferior y una garganta y cabeza rojas. Su cola larga y profundamente horquillada es también inconfundible y muy útil para distinguirla otras aves también muy comunes con las que convive en nuestros pueblos como pueden ser aviones o vencejos.

Esta ave realiza viajes migratorios de miles de kilómetros desde nuestras casas hasta zonas del centro de África, que será su hogar durante los meses de invierno. También son capaces de, sin necesidad de GPS, volver a criar exactamente al mismo lugar de donde partieron el año anterior. Gracias a esto es muy posible que si tenemos la suerte de contar con un inquilino de esta especie anidando en nuestro tejado o nuestro balcón podamos ver exactamente al mismo individuo año tras año regresar a nuestro hogar.¿Sabías que las golondrinas nos pueden resultar muy beneficiosas? Sobre todo gracias a su alimentación, ya que esta se basa en los insectos, pudiendo capturar una gran cantidad de éstos cada día con lo que son nuestro mejor aliado para combatir plagas o aliviarnos de los mosquitos en verano.

¡Seamos buenos vecinos!

Las golondrinas muchas veces conviven con nosotros, en nuestras casas o granjas. Por esto hay que ser conscientes de cómo ser un buen vecino también para ellas. ¡Imagínate que alguien te roba tu casa mientras estás dando una vuelta en el mundo! Pues exactamente esto muchas veces pasa a las golondrinas, porque su vecino humano piensa que sus nidos son molestos en su casa.

Para esto es necesario ser conscientes de lo valiosos que son sus nidos, porque cada nido supone un enorme esfuerzo para estas aves. Los construyen depositando barro en pequeños bocados transportados en su pico, lo que para ellas supone un enorme esfuerzo pues para llegar a construir el nido entero se necesitan en algunos casos miles de viajes.

Es muy común también pensar “no para nada si quito el nido, ya lo construirán en otro sitio” o también “puedo coger el nido sin destruirlo y ponerlo en otro lugar, seguro que no les importa”. Pero estas excusas, que quizá sirven para tener la conciencia tranquila, realmente no son ciertas. Además de por el esfuerzo que supondría la realización de un nuevo nido y con ello las consecuencias en el retraso de su reproducción, tenemos que tener en cuenta que estos animales vuelven al mismo lugar y al mismo nido cada año. Por protegerlas, junto con los aviones y vencejos, el destrozo de estos nidos es algo ilegal y hacerlo puede llegar a conllevar multas de miles de euros. 

Así pues, ayudémosles a conservar y encontrar de nuevo su hogar cada año, porque después de un viaje intercontinental las golondrinas, al igual que cada uno de nosotros, simplemente se alegran de llegar a casa.

¡SIGAMOS EN CONTACTO!

Nos encantaría mantenerte informado con nuestras últimas novedades 😎

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para obtener más información sobre la subscripción.

1 comentario en “Nuestra amiga y vecina la golondrina”

  1. Pingback: Natura 2000: Pon una area protegida en tu vida

Los comentarios están cerrados.